Vacaciones en Menorca

Ya hemos vuelto de vacaciones, si es que lo bueno pasa muy deprisa! Llegas al destino y no te das cuenta que estás haciendo las maletas para la vuelta. En fin, ya lo dicen: si te lo pasas bien el tiempo pasa más rápido, y esto es lo que ha pasado.
Nosotros ya habíamos estado en la isla, así que ya la conocíamos, pero con Biel era la primera vez que íbamos. También, y eso sí que para los tres, era la primera vez que viajábamos en barco. La experiencia ha sido muy buena. Debido a mi estado de embarazo y que viajábamos con un niño cogimos camarote tanto para la ida como para la vuelta, para estar más cómodos y poder dormir tranquilamente. En los momentos que estábamos despiertos, pudimos visitar el barco y, a parte de estar en cubierta y ver el ancho mar, también ofrecen diferentes tipos de servicios: hay bares, piscina (llenísima y decidimos no meternos), salita de cine (que aquél día echaban la película Happy Feet (previo pago)), salita tipo Chiquipark para los más peques (con piscina de bolas, toboganes, juegos…), sala para jugar a la XBox y a los dardos… en fin, para no aburrirse. Nosotros no usamos nada de eso, salvo el bar y pasearnos por cubierta y observar el mar (y dormir la siestorra en el camarote jejeje) pero la verdad es que es una buena manera para viajar con los más peques.
Tocando una cabra
Luego ya en la isla en sí, pudimos disfrutar de playita, sol, piscina y paseos interminables. Y descubrimos que desde hace un año existe un Zoo muy, muy mammaproof. Tiene zona Toca Toca para los más peques, puedes pasearte entre canguros, lemures y otros animales. A parte de observar la fauna típica de la isla, lo cuál convertía ese espacio en medio granja-medio zoo ya que tanto podías estar observando una vaca como observando un ciervo. Quedamos encantados con la visita, sobre todo Biel, que no paraba de decirnos “mi, mi” (que significa “Mira, mira”) a todo aquello que veía e identificaba. Está en la edad perfecta para observar y escuchar pequeñas explicaciones que le puedas hacer sobre los animales. 
Además, digo que es mammaproof, porque además de poder tocar y descubrir los animales, tiene una zona de ocio para los pequeños y en el bar también disponen de tronas y un mini parque en la terracita para que se puedan entretener mientras todos nos refrescamos.
Si queréis saber más podéis clicar encima de Zoo de Menorca donde podréis ver más imágenes y servicios de este parque.
Así que hemos adaptado nuestra visita y vacaciones al peque (como no) pero hemos disfrutado tanto o más que él jajaja Y en diferencia al año pasado: Biel se lo ha pasado pipa en la piscina y en la playa!! (bañándose me refiero). ¡Un lujo ya que a mí me encanta! Y lo mejor de todo es que se dejaba poner la gorra para taparse del sol. Eso sí… solo la gorra del “cotxe” (coche) Rayo McQueen, que al verla un día en la tienda le encantó y ha sido nuestra salvación para estos días de sol, sol y más sol.
En la playa

Mi pececito en la piscina
Y nada, ahora a seguir nuestras vacaciones en la ciudad, seguir pasando calor, y sobre todo, sobre todo, disfrutar de cada momento!
Anuncios

4 comentarios en “Vacaciones en Menorca

  1. Es muy chula Menorca, es tranquilita y muy bonita. A parte que tiene unas playas… bueno, si te gusta la playa es un lujo jeje Y si no pues en los apartamentos tienen piscina y eso también es un lujazo… aix… quiero volver jajajaUn beso!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s