El ser más perfecto

Esta tarde estaba sentada en el sofá y tenía a mi hijo sentado también entre piernas, haciéndole yo como una especie de “parque” para que no cayera para los lados. Lo estaba observando mientras él miraba uno de sus libros y no he podido evitar sentir que es el niño más perfecto del mundo. Sí, ésta es una opinión totalmente subjetiva y cada una pensará que el suyo es el más perfecto. 😉 
Pero la realidad es que cuando una está embarazada no deja de pensar en como será el niño o niña que lleva dentro. Como mínimo esto me pasaba a mí. Le daba vueltas a la cabeza pensando en si tendría el pelo castaño o más rubito, en si tendría la nariz más o menos grande, en si tendría los ojos más o menos grandes, de qué color… En fin, te vas haciendo a la idea de que vas a tener una personita en casa, pero no sabes como será físicamente. Y entonces llega el esperado día del parto y, tras horas y horas, ahí lo tienes en tus brazos: el ser más hermoso del mundo. No era para nada como lo imaginé, porque de hecho, por mucho que intentara imaginármelo, no tenía una imagen clara en mi cabeza de como sería. Así que me encontré con un pequeñito de mucho pelo, finito y castaño. De ojos rasgaditos y grandes, de nariz pequeña y redondita,. Sus manitas estaban arrugadas y tenía los dedos largos. Las uñas eran amarillentas, muy largas y afiladas. Un niño precioso.
Y hoy, tras casi nueve meses, me lo miraba y me he dado cuenta de que por mucho que durante el embarazo pensara como sería, no me hubiera imaginado que sería así: mi Biel. Su pelito fino, sus ojos despiertos, su sonrisa que enamora… todo él me tiene enamorada. 
Y vosotros, ¿ha superado con creces la expectativa que teníais del bebé que llevabais dentro?
Biel, el primer día a casa.

Biel, con 8 meses y medio.
Anuncios

4 comentarios en “El ser más perfecto

  1. Hermoso tu bebè!Q lindos esos momentos en los q me imaginaba como seria mi beba…los recuerdo con emocion.Y mi hija no era nada como me la imaginaba, cuando la vi, hermosa si, pero nada q ver a la imagen q tenia en mente, aunq tampoco era clara… es raro eso verdad?se q cuando nacio y la mirè me dije: igual a mi suegro :S, ni siquiera parecida con mi marido, era identica a mi suegro :SSS???? pero despues cambio, jejeje… lo q mas me impacto fue no ser ni parecida a mi , ni al padre.besos.

  2. Gracias Mochi!Pues si que es raro imáginartelo, pero tampoco tener una idea clara de como es… y estarse mirando las ecos por si puedes distinguir algun rasgo físico jejejePues el mío es clavado a mi marido, pero también a su hermano; y ahora, cada vez más se va pareciendo a mi suegra!! Pero lo "malo" es que mucha gente lo dice, así que será verdad, no? jejeje De mí, poco ha sacado… las orejas y poco más ;)Un saludo!

  3. Yo jamás me imaginé cómo sería mi hijo. Por más que lo intentaba no lograba hacerme a la idea de cómo podría ser. Quizá también influyó que nosotros no tenemos bebés a nuestro alrededor y que sólo había visto recién nacidos en las películas.Pero siempre pensé que los recién nacidos eran más bien feítos y mi hijo me pareció el ser más precioso que había sobre la tierra. Muy rubito, con unos morritos que ni la Jolie, una boca enorme y unos ojos gigantes y bien abiertos. Era, simplemente, precioso.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s